Hacia tiempo que queria hacerlo. Estoy aconstumbrado a pedalear por los bosques de las Landas, por las orillas del Danubio, del Loira y del alto Garonna. He pedaleado por las rutas verdes de Nafarroa y su desierto Bardenero. Pero sentía que tenia que explorar las rutas urbanas y que mejor que empezar por Madrid.

Partí el dos de Enero en el tren hacia Madrid y la verdad es que es una buena opción para ir a la capital de España.

Habia convenido previamente con la empresa Bravo Bike el paseo por Madrid en bicicleta y acompañado por un guia y tengo que decir, que fué una sorpresa muy agradable por el buen servicio y la grata experiencia del paseo. Desde aqui doy las gracias a Kaspar, que a través de sus explicaciones dejó patente su pasión por Madrid y su conocimiento de los lugares que me mostró.

Madrid es muy grande y si se dispone de poco tiempo para conocerla, sin duda alguna, la bicicleta es una muy buena opción. Sus grandes parques, sus grandes avenidas, sus calles estrechas de su casco antiguo, como el barrio de los Austrias, sus palacios, sus barrios y sus rincones especiales, todo acompañado de esas anécdotas asociadas al lugar por parte de Kaspar, hacen del paseo una experiencia muy grata.

Por la fecha elegida, dos de enero, el días fué fresquito aunque soleado y como me supo a poco, sé que volveré allá por el mes de Mayo y también volveré al Palacio de Telecomunicaciones, en la Plaza de Cibeles, pora ver otra vez Madrid desde las alturas, para descansar en sus inmensos salones y disfrutar de sus numerosas exposiciones..

 

  cerrar ventana